Noticias del Mundo

Médicos de Sudán: 8 personas muertas en manifestaciones masivas contra el golpe

Las fuerzas de seguridad sudanesas mataron a tiros a ocho personas durante las protestas contra el golpe de estado el jueves, dijo un grupo médico. El incidente tuvo lugar mientras miles de personas marchaban para denunciar a los gobernantes militares del país y exigían una transferencia inmediata del poder a los civiles.

El Comité de Médicos de Sudán dijo en un tuit que seis personas recibieron disparos mortales cuando la policía disparó munición real contra los manifestantes en Omdurman, la ciudad gemela de Jartum, la capital de Sudán.

Al otro lado del río Nilo, en Jartum, otra persona murió por una herida de bala en la cabeza y un niño murió después de recibir un disparo en el pecho, según el grupo, que rastrea las víctimas durante las protestas. Las identidades de los ocho no se conocieron de inmediato.

También en Jartum, la policía disparó gases lacrimógenos contra miles de manifestantes que intentaban llegar al Palacio Republicano, sede del poder militar en el corazón de la ciudad. En las redes sociales se publicaron videos que mostraban a miles ondeando banderas sudanesas y corriendo bajo nubes de gases lacrimógenos.

Otros videos muestran a los manifestantes levantando pancartas que dicen “¡No a las negociaciones! Sin asociación”, reiterando su oposición a cualquier acuerdo para compartir el poder con los gobernantes militares.

Los principales grupos prodemocráticos de Sudán, las Fuerzas para la Declaración de la Libertad y el Cambio y los Comités de Resistencia habían convocado una protesta nacional el jueves para reiterar sus demandas de revertir el golpe militar del 25 de octubre.

La toma de posesión puso patas arriba la breve transición a la democracia del país del este de África tras el derrocamiento en 2019 del gobernante autocrático Omar al-Bashir. Las protestas del jueves también cayeron en el tercer aniversario de una manifestación masiva de 2019 que obligó a los generales a sentarse a la mesa de negociaciones con grupos prodemocracia y finalmente firmar un acuerdo de poder compartido que se esperaba gobernara Sudán durante un período de transición, hasta que el general iban a celebrarse elecciones. El golpe de Estado de octubre pasado echó por tierra este arreglo.

“Estamos muy, muy gravemente preocupados por el uso continuo de fuerza excesiva por parte de las fuerzas de seguridad del gobierno en Sudán al responder a las protestas y especialmente por lo que hemos visto hoy”, dijo el portavoz de la ONU, Stephane Dujarric, en Nueva York.

“Es imperativo que se permita a las personas expresarse libre y pacíficamente, y las fuerzas de seguridad de cualquier país deben estar allí para proteger el derecho de las personas a hacerlo, no para obstaculizarlo”. Mientras tanto, el grupo de defensa de Internet con sede en Londres, NetBlocks, dijo que el acceso a Internet se interrumpió en muchos proveedores de Internet de línea fija y móvil en Sudán el jueves, incluido el operador estatal Sudantel, dejando la conectividad nacional en solo el 17% de su nivel normal. Los cortes en los servicios de Internet se han registrado de manera rutinaria antes de la mayoría de las protestas contra el golpe.

“NetBlocks desaconseja el uso de interrupciones en la red y restricciones de las redes sociales para contrarrestar las protestas, dado su impacto desproporcionado en los derechos fundamentales, incluida la libertad de expresión y la libertad de reunión”, dijo el grupo con sede en Londres.

El golpe de octubre desencadenó manifestaciones callejeras casi semanales, que las autoridades respondieron con una represión mortal que hasta ahora ha causado la muerte de 111 personas, incluidas las víctimas del jueves. Entre los asesinados había dieciocho niños, según el Comité de Médicos.

Cientos de personas, incluidos destacados políticos y activistas, han sido detenidas, aunque muchas han sido liberadas recientemente como parte de las medidas de fomento de la confianza. Desde el golpe, la misión política de la ONU en Sudán, la Unión Africana y el grupo de la Autoridad Intergubernamental para el Desarrollo de la región de África Oriental de ocho naciones han estado tratando de encontrar una salida al estancamiento político.

A principios de este mes, el principal grupo a favor de la democracia finalmente acordó sentarse con los generales en una reunión que fue mediada por Estados Unidos y Arabia Saudita. Sin embargo, ningún avance se ha materializado a partir de estas conversaciones.

Artículo Recomendado:  Patrulla con soldados balcánicos en Malí

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba